Freddy Asiel, sin comentarios

Lo que Freddy Asiel hizo, posiblemente no tenga comparación. (Foto: Carolina Vilches Monzón)
Lo que Freddy Asiel hizo, posiblemente no tenga comparación. (Foto: Carolina Vilches Monzón)

Por Reynaldo Cruz

A los fanáticos del béisbol les encantan las analogías, por eso cuando Freddy Asiel Álvarez tuvo su excelente actuación contra Cienfuegos en el Play Off semifinal con tres triunfos sin derrota, sin permitir anotaciones, tuve la idea (mala, buena o regular, pero siempre en broma) de compararlo con la hazaña del gran Christy Mathewson en la Serie Mundial de 1905, cuando lanzó tres lechadas  consecutivas en juegos completos contra los Philadelphia Athletics de Connie Mack.

En 27 entradas, el diestro de los New York Giants de Joe McGraw permitió 13 hits, regaló un boleto, golpeó a un rival y recetó nada menos que 18 píldoras amargas.

A nadie se le ocurriría (aunque en un tiempo tuve la tendencia de hacerlo) establecer una comparación entre Matty y Freddy Asiel, sobre todo por una enorme brecha entre épocas y ligas, pero es bueno que se mencione a Christy para marcar un punto de partida.

Indudablemente —y espero que muy pocos estén en desacuerdo—, la actuación del derecho villaclareño en los recién finalizados Play Off es sin dudas lo más brillante que hemos visto por un lanzador en una postemporada de la pelota cubana.

Freddy Asiel estuvo simplemente inmenso, malvado, dominante, y cuantos adjetivos se les puedan ocurrir… pero si alguien tiene dudas, hay una serie de números y estadísticas que lo respaldan, y convierten su rendimiento en algo prácticamente de otra galaxia.

Solamente la reglamentación de lanzamientos evitó que el as del pitcheo naranja lograra completar tres blanqueadas en la semifinal. Aunque como bien se dice, no se sabe si habría flaqueado… además, ya no importa qué habría hecho, sino que es necesario centrarnos en lo que hizo.

Para comenzar, hablemos del promedio de bateo. Los contrarios, en tres partidos contra Cienfuegos y dos contra Matanzas, solamente lograron compilarle para .152, un promedio pírrico que logró ascender gracias al tercer partido contra Cienfuegos, donde le conectaron seis imparables. Lograron pegarle solamente tres extra-bases, todos dobles, y ninguno sin consecuencias, mientras salió de dificultades una y otra vez en los cinco partidos que lanzó.

Sin lugar a dudas, en el que mejor dominio mostró fue en el primero de la semifinal, cuando dejó en par de hits (incluyendo uno en toque de bola) a la poderosa tanda de los Elefantes. No completó el encuentro, por lo que su Game Score fue de 85 (el más alto de la postemporada para cualquier serpentinero), mientras que su más bajo fue de 66 en el último encuentro que lanzó, motivado mayormente por el hecho de haber permitido la única carrera (sucia, por cierto) que toleró en toda la postemporada.

Es cierto—que no puede demeritarse—que la misma defensa que provocó la única carrera, lo defendió todo el tiempo a capa y espada, como mismo se defendió él, fildeando en el box como todo un torpedero, con los reflejos de un tercera base.

Por su responsabilidad, y sin que le pusieran la bola en juego, Freddy Asiel embasó a 3.1 bateadores por partido, entre pelotazos y bases por bolas. Claro, que estamos hablando de un  lanzador con tendencia a tirar pegado, por lo que propinó cinco pelotazos, y dejó de golpear rivales solamente en el primer encuentro contra Matanzas, mientras que dos bateadores recibieron sus “caricias” en el último contra los sureños.

Hablemos entonces de WHIP, pues precisamente en su tercera salida fue cuando más le embasaron, con un WHIP de 1.125, el único que pasó de 1, pues en total quedó en 0.714, con la brillante apertura del partido inaugural marcando 0.581. Además, en total promedió 0.22 carreras por cada nueve entradas…. ¿se entiende bien? ¡Se trata de carreras! No estoy hablando de carreras limpias.

En total, ponchó a 6,4 bateadores por cada nueve entradas, producto de 29 enemigos aniquilados por la vía más vergonzosa; con un casi espantoso radio de 3.2 ponches por boleto, y un sanguinario dominio de 4.4 imparables por partido de nueve entradas. Esos números, en sentido general, se notan un tanto superficiales, y es cierto —hay que repetirlo— que Freddy Asiel Álvarez contó en la postemporada con una defensa HERMÉTICA (incluyendo la suya propia), que evitó incluso que la cadena de ceros se rompiera antes, pero sin dudas su dominio se puso de manifiesto todo el tiempo.

Su Game Score más bajo, de 66, se vio afectado por un parpadeo de Andy Sarduy y Yeniet Pérez… y aunque nunca se debe estar pensando en lo que pudo pasar, de no haber ocurrido esto, habría ascendido a 74. Pero claro, estamos suponiendo, como mismo podía haber sucedido que matara la entrada y el primer bateador de la entrada siguiente le hubiese conectado un batazo de cuatro esquinas, destrozándole entonces seis puntos de un santiamén.

Olvidémonos entonces de todos esos números y miremos hacia las 40.2 entradas consecutivas sin permitir carreras, y a 40.2 entradas al hilo sin tolerar limpias, en play off y contra un equipo tan bateador como Cienfuegos y uno tan luchador y oportuno como Matanzas… y ahí tienen al monstruo de la postemporada… al hombre que sin dudas debe ser el Jugador Más Valioso del Play Off, y a quien ha hecho algo que muy difícilmente pueda ser igualado.

De seguro que el propio Mathewson se habría quitado el sombrero ante él.

Estadísticas de Freddy Asiel Álvarez en el Play Off
(JL:
5, G: 5, P: 0, PCL: 0.00)

Juego

INN

VB

C

CL

H

K

BB

DB

WP

2B

3B

HR

1 CFG

8,2

27

0

0

2

8

3

1

1

0

0

0

2 CFG

8,1

28

0

0

4

8

1

1

0

1

0

0

3 CFG

8

25

0

0

6

4

3

2

0

1

0

0

1 MTZ

8

26

0

0

4

5

1

0

0

0

0

0

2 MTZ

7,2

26

1

0

4

4

1

1

0

1

0

0

TOTAL

40,2

132

1

0

20

29

9

5

1

3

0

0

Juego

INN

WHIP

PCJ

PCL

AVG

H/9

K/9

RP9

K/BB

GSc

1 CFG

8,2

0,581

0,00

0,00

74,1

2,1

8,4

4,2

2,7

85

2 CFG

8,1

0,602

0,00

0,00

143

4,3

8,7

2,2

8,0

82

3 CFG

8

1,125

0,00

0,00

240

6,8

4,5

5,6

1,3

71

1 MTZ

8

0,625

0,00

0,00

154

4,5

5,6

1,1

5,0

78

2 MTZ

7,2

0,658

1,18

0,00

154

4,7

4,7

2,4

4,0

66

TOTAL

40,2

0,714

0,22

0,00

152

4,4

6,4

3,1

3,2

2 thoughts on “Freddy Asiel, sin comentarios

Exponga su opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s