El béisbol y el Día de los Padres

Foto: Lonely Planet Images
Foto: Lonely Planet Images

Por Reynaldo Cruz

Es difícil que a alguien le pregunten sobre la primera vez que estuvo en un juego de béisbol y no encuentre la cercanía o el vínculo con su madre o su padre. Yo recuerdo perfectamente la primera vez que pisé el Estadio Calixto García como espectador, con mis padres y unos amigos que nos visitaron tan recientemente como la semana pasada. Holguín venció a Granma ese día, en extra-innings, con Oscar Gil en la lomita y un hit walk-off deJorge Luis Dubois en la parte baja del décimo inning. Luego de eso, fue “el viejo” mi compañía más común, hasta que tuve edad y “responsabilidad” para ir a la pelota solo.

Sin embargo, fue él quien me enseñó prácticamente todo lo que sé de béisbol. Las primeras explicaciones fueron suyas, y fue a él a quien hice las primeras preguntas. También fue él quien primero me habló de Babe Ruth, de Lou Gehrig, de Manuel Alarcón, de Pedro Chávez, de Urbano González, de Fermín Laffita, de Willie Mays, de Mickey Mantle. Fue él quien me enseñó a calcular el promedio de bateo, el de fildeo o el de carreras limpias, fue el primero que me explicó lo que era un balk, y me aclaró su diferencia de pronunciación y significado con el box.

Podría decir que le debo a mi viejo el gusto por el béisbol, pero más que eso, le debo la mayoría de las cosas que conozco sobre el béisbol, y creo que él es un 95% responsable de que yo intente levantarme temprano en la mañana para tratar de escribir algo para este blog, o que me acueste tarde muchas veces traduciendo, escribiendo o montando artículos sobre página tras página para la revista.

Si siento pasión por el equipo de mi provincia, en las buenas, en las regulares y en las malas, es debido a “mi puro”, y no a la idiosincrasia del holguinero que lo hace llenar ese estadio sin importar cuán bien o cuán mal la esté pasando el equipo. Fue durante la época de Osvaldo Fernández, Oscar Gil, Alberto Hernández, Miguel Pérez, Juan Carlos Bruzón, Luis Rodríguez Williams, José Lamarque, Ernesto Torres, Carlos Luis González… que mi padre me llevaba al estadio. Luego, cuando llegábamos a casa, me hablaba de otros holguineros de tiempos anteriores como Jorge Cruz, Jorge Francis, o el difunto Ricardo Bent Williams.

Cuando comencé con este proyecto, mi padre comenzó a darme apoyo, sin haber visto nunca la Internet, o sin tener muy claro lo que era un blog. Desde entonces, no hay un día en que no me pregunte si he escrito algo nuevo, o cuál ha sido la repercusión o el impacto que mi trabajo ha tenido en esos días (si es que lo ha tenido).

A pesar de que “ya soy grande”, todavía voy con mi viejo a la pelota. En los partidos nocturnos, cuando comienzo a alistar la cámara y el trípode para ir a tomar fotos del encuentro, él se alista conmigo, porque “no le gusta que ande solo por la calle de noche con la cámara, pues puede ser peligroso”, y tiene razón, a veces los juegos terminan tarde. Y para allá nos vamos, aunque ya no va con el niño que pregunta cada cosa, sino con una persona totalmente diferente que no para de moverse de un lado a otro tomando fotos. Sin embargo, sé que lo disfruta… y sé perfectamente que es más su deseo de verme trabajando y de ir a la pelota conmigo y no su preocupación lo que lo lleva a acompañarme.

Por eso quería escribir esto, que de haber sido posible habría publicado el día de ayer, pero que por cuestiones tecnológicas no pudo ser. Para mi padre, y todos aquellos padres responsables de una buena educación y de que sus hijos tengan un sueño y lo persigan va este pequeño escrito. ¡Gracias, viejo!

4 thoughts on “El béisbol y el Día de los Padres

  1. El Beisbol,es y siempre sera un lazo entre hijos y Padres…recuerdo la primera vez que mi viejo(q.e.p.d.) me llevo con el al estadio”glorias Costenas” de la ciudad de Bluefields en la region autonoma del Caribe sur de Nicaragua.El grandioso momento y esperado encuentro mio,un chamaco de Siete temporadas apenas,lleno de regozijo y euforia mi dia.El Hecho que mi viejo era el manager-jugador de ese equipo de semi-profesionales de la region,Los cuales fueron entrenados por visitantes Cubanos de la epoca,se tradujo en un trabuco de equipo,sus uniformes eran el verde y Amarillo de Los temibles Atleticos de Oakland de Los 70’s.El propietario de equipo,un empresario norteamericano,amante seguidor del deporte de las bolas y Los strikes.Es en esa institucion Beisbolera llamada “Los Diablos del Bluff ” en donde mi viejo me mostraba juego a juego sus estrategias de manager y su espiritu convocativo de lider,el actuaba como el emergente oficial del equipo tambien,y en varias ocasiones hizo temblar de jubilo las graderias de ese estadio con sus oportunos hits en situaciones de presion y con el juego en la linea…es alli donde mi viejo,Fausto Rafael Bermudez,conocido por la aficcion como “Pinolillo”.. Dejo su marca,como uno de Los bateadores mas dificil de ponchar y uno de Los managers mas ganadores(7 titulos en una decada,incluyendo 3 en forma invicta).Mi viejo,al igual que todos esos personajes que participaron en esa decada 1970-1979,fueron y siguen siendo recordados como la maxima expression Beisbolera de toda una generacion,y mi viejo siempre sera recordado como el manager de “Los Diablos de la Booth” y de su puerto “El Bluff”.

    1. Estimado amigo: Realmente siempre ese vínculo existirá, en Cuba, en Nicaragua, en México, en Estados Unidos… el béisbol es sin dudas ese deporte familiar, de padres a hijos juntos, y algo que no debemos olvidar jamás.
      Un abrazo
      R.

  2. Gracias Rey me emocionaron tus renglones,que podria ser los míos pero en otra geografía deCuba bella. Mi padre me llevo a la inauguración de Sandino, con Edwin Walters a mis ojos más alla Cunagua Gonzalez, Veguia Fernandez en el siol y Rolando Macias en el box, eran los primeros días de enero/66.AZUCAREROS LE GANABA A iNDUSTRIALES 4X3, desde esa fecha y gracias a mi papa el beisbol es mi pasión…Saludos y aprecios por tu trabajo…

    1. Sí, hermano… creo que casi todos tenemos una historia similar que contar, y el ciclo se repite constantemente, como si el béisbol se rehusara a avanzar en el tiempo, y como si le gustara revivir las mismas historias. Gracias por el comentario
      un abrazo

Exponga su opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s