Del Elias Sports Bureau y la Comisión Nacional de Béisbol

“El béisbol mantiene copiosos records, y la gente habla de ellos y discute sobre ellos y creen que son la gran cosa. ¿Por qué nadie los usa? ¿Por qué nadie dice, ante tal o más cuál aseveración, ‘Pruébalo’?”

_ Michael Lewis
(citando a Bill James en la página 75 de Moneyball

Bill James no pensó hacerse tan famoso. (Caricatura: Paul Hoppe)

Bill James no pensó hacerse tan famoso. (Caricatura: Paul Hoppe)

Por Reynaldo Cruz

Con frecuencia se critica en Cuba el carácter comercial de muchas cosas relacionadas al béisbol profesional. Hay información e imágenes a las que no es posible acceder siendo un “simple mortal”, y se requiere tener los contactos adecuados y ser “amigo” de quien las posee, corriendo aún así el riesgo de no recibir información alguna. Las estadísticas de la pelota cubana, que aparecen de manera fugaz, incompleta y siguiendo un camino más difícil que una marcha forzada a través del Sahara, están en posesión de la Comisión Nacional de Béisbol, que no solo las monopoliza y ubica en una página con diseño arcaico y de poca movilidad, sino que también permite solamente la publicación de ciertos y determinados análisis que aparecen casi siempre con el objetivo de probar puntos a favor de ciertos criterios o decisiones.

O sea, que algunas estadísticas, de esas que no están al alcance de la mano en la Tabla de Prensa, no verán la luz si con su publicación se compromete algún interés del poder imperante hoy en la pelota cubana.

Cuando en 1977, Bill James comenzó a hacer su hoy conocido The Baseball Abstract, el primer y más grande obstáculo que enfrentó fue precisamente que las estadísticas que podría necesitar para su trabajo estaban en poder del Elias Sports Bureau, y que le costaría demasiado dinero obtenerlas.

Por supuesto, que el ESB no tenía muchas intenciones de compartir sus datos, por lo que James se vio obligado a enfocar sus miras en STATS, Inc, una compañía que ya existía y de la cual se convertiría en su director ejecutivo. Luego, comenzó a llamar sabermetría o sabermétrcia (del inglés Sabermetrics) tomando como prefijo las siglas SABR (Sociedad para la Investigación del Béisbol de Estados Unidos).

Hoy muchas de las estadísticas de la MLB están disponibles el propio sitio del béisbol de Grandes Ligas, pero hay otros lugares como FanGraphs o Baseball-Reference, donde los números están disponibles, mientras que otros como Baseball Prospectus mantienen posesión de sus datos y algunos los revelan solamente por medio de pagos.

Sin embargo, antes de criticar todas estas cosas, cualquier persona ligada al béisbol en Cuba sabe que las estadísticas (no las que aparecen en las Tablas de Prensa, sino las que ilustran mucho más) están en manos de una dinastía que las revela solamente a su antojo, a personas con acceso a ellos por una u otra vía, pero los naturales, como nosotros los blogueros, tenemos que conformarnos con esperar a que sean publicados ciertos y determinados datos en el periódico Granma, en el propio sitio del Béisbol Cubano, gracias a que quienes allí escriben tienen acceso y buenas relaciones con los estadísticos de la Comisión Nacional.

El problema es cuando lo que queremos utilizar no es publicado nunca, y a pesar de tener en nuestras manos las fórmulas sabermétricas nos faltan variables para aplicar las ecuaciones que nos den un resultado que pueda ilustrarnos mejor algo o enriquecer nuestros análisis. Por otro lado, en ocasiones de nada sirve mandar a pedir que tengan la gentileza de proporcionarnos los datos que buscamos, sobre todo si se trata de datos que no revelan ni remotamente la intención de quien pretende analizar, por lo que deciden que si ellos no saben lo que busca quien pidió la información, no la tendrá. O simplemente se trata de vagancia, de despreocupación… en cualquier caso, los medios alternativos apenas tienen (o tenemos) acceso a las informaciones que podrían (o podríamos) necesitar para hacer un análisis más profundo, menos prejuiciado y más objetivo.

A veces se logra, pero luego de horas y más horas de compilación de los datos brindados por las Tablas de Prensa que “gentilmente” nos brindan los dueños y señores de toda la información de la pelota cubana, para luego ejecutar ecuaciones en el Microsoft Office Excel que arrojen los resultados que se buscan.

Pretender obtener otros datos más avanzados sería casi imposible siempre que dependa del monopolio de las estadísticas en Cuba. Estamos conscientes de que es difícil hacer ciertas y determinadas cosas con la actual plataforma en la que están montados los datos del béisbol en la Isla, pero la existencia del GIIB (Grupo Independiente para la Investigación del Béisbol) nos deja bien claro cuando se tienen deseos de trabajar es muy difícil que las cosas no salgan como deben.

El Stats Play, software diseñado por ellos para llevar las estadísticas de manera que puedan sortearse, tiene casi todas las herramientas necesarias para satisfacer la mayoría de las exigencias de los internautas y los analistas. Pero el sitio del béisbol cubano sigue colocándolas de manera tal que ni siquiera pueden copiarse como tabla.

Por tanto, quien quiera saber cómo iba su equipo en la misma cantidad de juegos el año anterior, o qué números tenían sus jugadores, deberá esperar a que aparezca en Antesala, o a que alguien de la prensa nacional decida hablar de lo bien o lo mal que le va a dicho conjunto o jugador(es) en comparación con el año anterior.

Mientras las estadísticas en Cuba sigan siendo guardadas y tratadas como Secreto de Estado, no habrá oportunidad alguna para los que buscan hacer un análisis diferente, alternativo o contrario a los que se publican en los medios nacionales, que sirven, en muchas ocasiones, de voceros de los objetivos y los designios de la Comisión Nacional.

Por tanto, a medida que pasa el tiempo, quedan cada vez menos elementos que aquellos que miran con recelo, odio y resentimiento hacia la Gran Carpa puedan criticar: un giro de 180 grados los pondría justo ante problemas más grandes, más a su alcance y de mucho más interés para ellos, aunque en muchas ocasiones quienes se encargan de satanizar al béisbol profesional tienen también los beneficios de poder contar con cuanta estadística esté compilada y engavetada esperando solamente las lupas de algunas personas privilegiadas mientras el resto tenemos que conformarnos con las migajas.

No es exageración: experiencia de vida.

3 comentarios

Saludos Rey, eso que tu dices es Cuba en estado puro, así funcionan las cosas y no solo en el beisbol precisamente. Lento como la tortuga habrá que esperar mejores tiempos para que las cosas funcionen como deben, no hay más, es así desgraciadamente amigo.
Lo más importante es este artículo, al menos nos llega información de las cosas malas que suceden y se agradece mucho que blogs como el tuyo hablen y critiquen situaciones como estas que lo que hacen es limitar y perjudicar el trabajo de muchos periodistas en beneficio de un monopolio informativo, si, monopolio, porque esa es la palabra que le corresponde. Un saludo amigo

Rey, la serie mundial está que arde y un equipo que al parecer no tenía chance (Royals Kansas City) se está llevando las palmas y es básicamente a pitcheo limpio, pero en esto quería reflexionar, a pitcheo de bull pen y sería bueno que escribas un artículo sobre esto (la importancia del bull pen para la victoria) que es una deuda pendiente en el béisbol cubano. Dime qué crees?

Enaidy; hace ya algun tiempo el bullpen era una deuda y el uso de los cerradores, pero la realidad es que las deudas no se pagaron y hoy TODO el beisbol cubano es una gran deuda, si teines dudas reflexion sobre lo escrito por Reynaldo en este post sobre las estadisticas, en un momento el dice “vagancia” y se lo puede agregar INCAPACIDAD MANIFIESTA, la FCB es mas que nada incapaz, obsoleta, demagojica, mentirosa, extremista e inconcistente, pueden ser extremistas con Freddy Asiel (uno de los mejores lanzadores que no se ha ido) e indolente con Demis Valdes un mediocre jugador de Matanzas, la FCB es una farsa de mal gusto.
OTRO TEMA: Kansas juego anoche un exelente partido y garantizo regresar a su estadio, una serie mundial no tan mediatica pero de exelente beisbol.

Exponga su opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: